En Ibagué se lucha para lograr ser ejemplo de abolicionismo



Mujer sobreviviente de la trata de personas, directora de la Fundación Dignidad Abolicionista, lucha contra la explotación sexual en la ciudad de Ibagué, donde se han registrado numerosos casos de niños, niñas y adolescentes que están siendo víctimas de este flagelo.

Santiago de Cali, 13 de Octubre del 2021


En el departamento de Tolima, específicamente en su capital, Ibagué, desde hace más de 15 años se ha venido registrando la explotación sexual de niños, niñas y adolescentes de los sectores más vulnerables.


Los conductores de camiones son los principales clientes, que pagan por los cuerpos de niñas de 12 a 17 años de edad, según información publicada por el diario de los tolimenses, El Nuevo Día.


Por este motivo, es importante que se sumen más personas a la lucha contra la trata de personas, y a participar en actividades y campañas para sensibilizar y prevenir este flagelo que está atacando a las mujeres y niñas en situaciones más vulnerables.


La directora de la Fundación Dignidad Abolicionista, Andrea Avella, sobreviviente de la trata de personas, decidió crear la Fundación y poner en marcha el programa Toma mi mano para beneficiar a mujeres víctimas de explotación sexual y darles un acompañamiento en proyectos de vida donde se les pueda ofrecer un trabajo digno, que aporte a la abolición de la prostitución.


La directora Avella, quien es una mujer con un fundamento abolicionista, fue contactada para entrevistarla, con el fin de conocer un poco más sobre el trabajo que se ha venido realizando en Ibagué.


De la gran labor que usted ha estado realizando desde la Fundación Dignidad Abolicionista, ¿Cuál cree que es el que más impacto ha tenido?

R/ De las actividades que realizamos en nuestra Fundación Dignidad Abolicionista, creo que la que más impacto ha tenido, ha sido la caracterización e investigación en el departamento del Tolima, ya que nunca antes se había hecho una labor de este tamaño.



¿Cómo están organizados para la realización de los productos y diseños?

R/ Las actividades de carácter textil es la base tres de nuestro proyecto “Toma mi mano”, ya que la primera es la caracterización e investigación, la segunda es la acogida y la tercera es el acompañamiento a un proyecto de vida; a un trabajo digno. En esta tercera base es donde se vinculan las mujeres al sistema de confección, con todas las prestaciones de ley.

Nosotros contamos con nuestros propios diseños de marca D&A, marca Uniendo saberes y marca Victoria, nos especializamos en camisetas techer, camiseta polo, buzo techerman calarca. Nuestros diseños son exclusivos; también fabricamos diseños a la medida, según el gusto de nuestros clientes.


¿Cuántas mujeres están siendo beneficiadas en el proyecto de moda?

R/ En este momento están siendo beneficiadas de manera directa 30 mujeres de trabajo formal, con todas las prestaciones de ley; están siendo beneficiadas 30 mujeres más que están estudiando para vincularse al proceso y en total, con sus familias, estamos beneficiando alrededor de 120 personas por mes.


Siendo directora de la Fundación Dignidad Abolicionista, ¿Cómo imagina ver su ciudad en un futuro próximo, frente a la explotación sexual?


R/ Me imagino a una Ibagué abolicionista, una Ibagué que garantiza los derechos a las mujeres prostituidas, y estamos trabajando 24/7 para lograrlo y muy posiblemente en un futuro muy cercano seremos referente abolicionista en el mundo.


¿En qué consisten las intervenciones y controles que se están realizando en alianza con la Procuraduría y la Fiscalía, en las zonas de impacto de Ibagué?

R/ Consiste en la identificación plena de las mujeres prostituidas, desde un enfoque de derechos humanos, con el fin de garantizar los mismos. No es una alianza con la procuraduría; nosotros lo hacemos de una manera independiente, y lo escalamos al correo “No a la trata” que es un servicio a la ciudadanía, para todo el país.


¿Cuáles son los riesgos a los que se exponen en el momento de las intervenciones que se están realizando en Ibagué, tomando en cuenta que, según se presume, la trata de niños y niñas está siendo controlada por grupos de delincuentes organizados?

R/ El riesgo es muy alto; se arriesga la vida propia y se arriesga la vida de las familias, pero cuando se ha sido víctima se pierde todo, hasta el miedo. Entonces es una labor y es una misión que las sobrevivientes no vamos a dejar de hacer, hasta el último respiro.


¿Considera que las intervenciones realizadas en las zonas de impacto de Ibagué han influido positivamente en la disminución de la explotación sexual?

R/ Siento que en este momento se está pensando cómo generar una política pública abolicionista, gracias a nuestro trabajo. Pero creo que tienen una deuda histórica enorme con las mujeres prostituidas en el Tolima, al no haberlas considerado antes como sujetos de derecho.


¿Cuáles son los motivos por los que los operativos de control no están siendo efectivos al 100%?

R/ Los operativos que han hecho en años anteriores, desconozco el porqué no han funcionado, desde el 2019 que inicia nuestra Fundación Dignidad Abolicionista a dar presencia en el territorio, notamos que las mujeres víctimas de trata con fines de explotación sexual no son consideradas sujetos de derecho, por ende no se encuentran vinculadas en los planes de desarrollo, y tampoco se asignan recursos y no se tiene como prioridad a esta población; y desconozco que haya habido operativos de control en los años 2019, 2020 y 2021.


¿Cree usted que el gobierno local está cumpliendo su deber en la protección de las víctimas de trata de personas?

R/ Sí. Efectivamente han generado un gran precedente en la historia del departamento del Tolima, ya que la Procuraduría solicitó a la Fiscalía general de la Nación iniciar una apertura de investigación sobre la explotación sexual en el departamento. Creo que estamos cumpliendo los objetivos a cabalidad.


Desde la Fundación Dignidad Abolicionista, ¿Qué proyectos se tienen planteados para la restitución de los derechos y para la salida definitiva de las niñas y mujeres víctimas de la explotación sexual?

R/ La Fundación Dignidad Abolicionista sólo cuenta con un proyecto denominado “Toma mi mano”; el mismo se divide en 4 fases: las de caracterización e investigación, acogida, acompañamiento proyecto de vida y memoria histórica. Este proyecto va hasta el 2030 y pretende mostrar la especialización en una sola área y el impacto que puede tener cuando se genera una oportunidad digna de recuperación psicológica - psiquiátrica y un acompañamiento de proyecto de vida. Como es un piloto estamos muy atentos; espero los resultados en el 2030.


¿Cuáles son las áreas más afectadas en una víctima de trata de personas?

R/ Realmente las áreas más afectadas son la salud mental, la salud física, el desarraigo de su familia, la disuasión, entre otros.


¿Cuál es la atención que se le debería dar a una víctima de trata de personas?

R/ Antes de pensar en cuál debe ser la atención de una víctima, considero que se debe pensar en la sensibilización que deben recibir los funcionarios que se van a dedicar en atender a estas víctimas; porque es ahí donde falla la ruta de atención; porque es desde ahí donde se pone en duda la palabra de la víctima y es desde ahí donde se le niega el acceso a la justicia y, sumado a ello, entrando en detalle en cuanto a cuál sería la manera de atención; estamos imponiendo, mostrando desde mi vivencia la metodología abolicionista y el proyecto “Toma mi mano” esperamos que sea un referente de la manera correcta en que deben ser atendidas las víctimas de trata.


¿Cómo se puede evitar la revictimización?

R/ La revictimización se evita cuando hay una restitución de derechos real, una atención digna, acompañamiento digno, una oportunidad de trabajo y de proyecto de vida: esas son maneras de evitar la revictimización.


¿Qué consejo le daría a las instituciones que atienden a las víctimas de trata de personas?

R/ El consejo para las instituciones es que escuchen a las sobrevivientes que ya tienen un proceso de liderazgo, que permitan el acompañamiento y que aprendan desde la vivencia para que puedan ejercer mejor su labor.


¿Qué podemos hacer desde la sociedad para apoyar la lucha contra ese flagelo?

R/ Desde la sociedad hay varias acciones que se pueden lograr. Una es el no comprar mujeres, el no pagar por violar a una mujer, el enseñar a nuestros hijos a que no se puede pagar por abusar de una mujer, entre las mujeres podemos aportar desde nuestra sororidad y desde la empatía hacia una víctima, creo que son maneras importantes.


¿A dónde podría acudir una persona que está siendo víctima de trata de personas?

R/ Una persona que está siendo víctima de trata tiene varios canales, 1) la línea 123 de la policía, e informar que está siendo víctima o sobreviviente de trata. 2) el canal, el correo “No a la trata” de la procuraduría, nuestra página de internet www.dignidadabolicionista.org, nuestras redes sociales, o su comité contra la trata municipal o departamental según el sitio donde se encuentre la víctima.



Sandra Velásquez

Comunicadora Social









2 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo